Saltar al contenido

Tribus urbanas

El blog de las tribus urbanas

En este blog pretendemos recoger y describir las principales tribus urbanas del mundo. Además de entender cuáles son, trataremos sus valores, historia, características, estética y rasgos identificativos, pensamiento, moda y, cómo no, movimientos musicales más afines a cada una.

Desde los años 50 del siglo XX, surgen los primeros movimientos que podríamos llamar “tribus urbanas”. En los años 60 y 70, proliferan y se configuran como la base de movimientos estables que perduran varias generaciones de jóvenes. Incluso según esos jóvenes maduran y envejecen (con 50 y hasta 60 años de edad), muchos de ellos mantienen los mismos valores y estética y siguen participando juntos de reuniones, conciertos y similares. De esta primera época son las que se denominan tribus urbanas clásicas (por ej. rockers, rockabillies, heavies, hippies, punks y skin heads).
Desde el año 2000 aproximadamente, la globalización favorece la aparición de más tribus urbanas y subgrupos con diversos matices dentro de cada una de ellas: son las llamadas tribus urbanas modernas. Pero en general su permanencia no es tan grande como las de las tribus urbanas clásicas, acaso por su mayor atomización.

Tipos de tribus urbanas

A continuación puedes ver un listado de tribus urbanas. Pulsa en los links siguientes para acceder a más información de cada una de ellas:

Rockers y Rockabillies, Heavies, Punks, Rastas, Skas, Skin heads, Raperos y Hip-hops, Góticos, Hippies, Mods, Emos, Hipsters, Indies, Pijos, Otakus, Gamers, Geeks, Skaters, Darks, Makineros, Reggaetons…

Definición de tribus urbanas

Con el término tribus urbanas nos referimos a dos tipos de realidades.
Por un lado, los grupos de personas que, formando una banda, pandilla o agrupación, siguen un comportamiento similar, se reúnen en lugares comunes y muy especialmente visten y viven conforme a valores compartidos y escuchan música de una misma corriente.
Por otro lado, se refiere con tribu urbana a un concepto, un paradigma común que recoge bajo una simple denominación los valores, estética, estilo de vida y hábitos propios de una corriente compartida de pensamiento y modo de vida.

Habitualmente se asocia su pertenencia a los jóvenes pero sus miembros no siempre son adolescentes ni siquiera menores de 25 años. Es más, algunas de las llamadas tribus urbanas modernas tienen mayor amplitud en el rango de edad de acceso a ellas, entre otros motivos por las exigencias económicas que comportan seguir su estilo de vida y aficiones. En las clásicas, por contra, el acceso solía producirse siempre muy pronto en la adolescencia (a menudo ligado a seguir un tipo de música), pero la permanencia es mayor en el tiempo y es posible encontrarse con personas que “siguen siendo rockers a los 50” por poner un ejemplo.

Características de la vida en una tribu urbana

La mayor parte de las veces, los miembros de una tribu urbana buscan formar parte de un grupo y encontrar refuerzo social en él. Lo hace en el modo de pensar, de actuar, de vivir y de manifestar sus preferencias y gustos lúdicos y culturales. Pertenecer a una tribu urbana permite a la persona adoptar un modo de pensar y una cosmovisión completos y preconcebidos. Ésta no debe construirlo o descubrirlo por sí mismo desde cero, sino simplemente adoptarlo como propio guiado incluso por miembros de la tribu. A menudo, ese sistema de pensamiento plantea ciertas diferencias (incluso resistencias u oposiones) frente al mundo adulto o la sociedad general y dota a quien lo asume de señales de identidad pretendidamente rebeldes o diferenciadas.

No pasa en todas las tribus urbanas ni con la misma intensidad, pero a menudo las tribus urbanas promulgan conductas contrarias a las normas de convivencia, morales, educativas, sociales e incluso legales. Así hay tribus urbanas que favorecen el consumo de drogas y alcohol, ciertos gustos musicales, determinados comportamientos sexuales, posicionamientos políticos y reivindicativos, conductas escandalosas o irrespetuosas para muchos… Aunque frecuentemente esas conductas refuerzan el sistema de valores defendido de la tribu urbana de que se trate, la oposición de éste al pensamiento dominante en cada sociedad produce una reacción de dicha sociedad contra ellas. Por eso, a menudo hay un punto de antisocial o antisistema en muchas de ellas y asumir la pertenencia a ellas comporta alejarse de la tendencia social mayoritaria e incluso luchar contra ella.